Skip navigation

Attac Planet

Griechenland braucht Schuldenerlass und sozial-ökologische Investitionen

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Starrsinnige Haltung Schäubles und der Troika verhindert Krisenlösung
Categories: Attac Planet

Das Geschäft mit dem Krieg stoppen!

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Attac bei Protesten gegen Sicherheitskonferenz in München
Categories: Attac Planet

Für das Recht zu kommen, zu gehen und zu bleiben

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Welcome2Stay: Bundesweite Aktionstage vom 18. bis 23. März
Categories: Attac Planet

EU-Parlament winkt Globalisierung im Konzerninteresse durch

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Widerstand gegen CETA geht weiter im Ratifizierungsprozess
Categories: Attac Planet

3,5 Millionen Aufforderungen an EU-Abgeordnete: Sagt NEIN zu CETA!

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Europäische Zivilgesellschaft fordert alternative Handelspolitik
Categories: Attac Planet

EU-Parlament muss CETA ablehnen, wenn es eigene Maßstäbe ernst nimmt

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
Gefährliche Sonderjustiz für Konzerne / Rechtsprivilegien für ausländische Investoren / Attac bei...
Categories: Attac Planet

Stopp CETA: Attac bei europäischer Demo in Straßburg

News fo Attac Germany - 2 hours 4 min ago
EU-Parlament entscheidet am 15. Februar über EU-Kanada-Abkommen
Categories: Attac Planet

Otro mito liberal que los hechos desmienten

News from Attac Spain - 3 hours 44 min ago

Juan Torres López – Consejo Científico de ATTAC España

Una de las creencias más firmes de los economistas liberales es que la inflación es el resultado de un crecimiento de la cantidad de dinero en circulación y, sobre todo, que la creación de dinero siempre genera subida de precios. Una creencia tan fuerte como para que uno de los economistas liberales españoles más brillantes, Juan Ramón Rallo, la lleve al subtítulo de su último libro, Contra la Teoría Monetaria Moderna. Por qué imprimir dinero sí genera inflación (Deusto 2017).

Se puede decir que esta última afirmación es una creencia porque los datos, la evidencia empírica e incluso el sentido común, como indicaré más adelante, muestran sin lugar a dudas que no es eso lo que ocurre en la realidad.

El economista Richard Vague, ejecutivo bancario, inversor e investigador académico, ha estudiado lo ocurrido desde 1960 en 47 países cuyo PIB representa el 91% del mundial y sus datos no dejan lugar a dudas (pueden verse con detalle en su texto original: Rapid Money Supply Growth Does Not Cause Inflation).

Vague ha definido diferentes escenarios posibles de expansión monetaria (tomando distintas tasas de crecimiento de la oferta monetaria y periodos de tiempo) y los ha relacionado con lo ocurrido en los índices de precios de todas esas economías en el largo periodo estudiado. Sus conclusiones no dejan lugar a dudas.

En la inmensa mayoría de los casos, después de periodos de gran crecimiento de la oferta monetaria no se han producido episodios o fases de alta inflación y, por otro lado, cuando se han producido fases de alta inflación resulta que en la gran mayoría de las ocasiones no han estado precedidas de incremento de la oferta monetaria. Y eso ha ocurrido tanto en países grandes, medianos o pequeños. No es cierta, por tanto, la creencia de los economistas liberales: no es verdad que el aumento de la oferta de dinero (y mucho menos imprimir dinero, como dice Rallo) genere inflación.

El estudio de Vague ha ido más allá y también echa por alto otras creencias paralelas de los economistas liberales. En concreto, ha demostrado que tampoco es cierto que el aumento de la deuda pública, la caída de los tipos de interés o el aumento del balance de los bancos centrales generen inflación. En la gran mayoría de los casos, cuando todo ello se ha producido no ha habido después fases de alta inflación y, cuando ha habido periodos de alta inflación, en la mayoría de los casos no han estado precedidos ni de crecimiento de la deuda pública, ni de caídas en los tipos de interés ni de aumentos en el balance de los bancos centrales.

Los hechos desmienten la creencia liberal pero también lo hace, como decía más arriba, el simple sentido común.

Para que el incremento de la masa monetaria (y mucho más el del dinero legal al que alude Rallo) genere inflación deben darse inexcusablemente las siguientes condiciones:

  1. a) Que el incremento del dinero no se quede en los balances de los bancos sino que se traslade a la economía.
  2. b) Que el incremento del dinero que se traslade a la economía no se ahorre o se dedique a amortizar deuda sino que se gaste en consumo de bienes y servicios.
  3. c) Que haya pleno empleo de los recursos y no oferta ociosa.

Solo si se dan estas tres condiciones es cierto que aumentar el dinero en circulación producirá una fuerte e indeseable inflación.

Una prueba clara de todo ello es lo que ha pasado en los últimos años cuando las autoridades monetarias tanto en Estados Unidos, como en la Unión Europea o en Japón, han aumentado hasta límites impresionantes la cantidad de dinero sin que haya generado inflación.

En Estados Unidos, por ejemplo, la base monetaria (depósitos de los bancos privados en la Reserva Federal más el dinero legal en manos del público) creció en cuatro meses, de septiembre de 2008 a enero de 2009, 898.000 millones de dólares, es decir, prácticamente lo mismo que aumentó desde 1940 a 2008.

Si la creencia de los economistas liberales fuera cierta los precios tendrían que haberse disparado hasta cifras astronómicas en ese periodo y lo cierto fue, sin embargo, que de 2008 a 2010 se produjo deflación en Estados Unidos, es decir, que bajaron los precios (más o menos desde un 4%  anual a finales de 2008 al -2% a mediados de 2010).

La pregunta que cualquier persona se hará a la vista de lo que acabo de decir es por qué los economistas liberales defienden esta tesis, a pesar de ser tan contrarias a la realidad y al sentido común. Lo he explicado brevemente en otras ocasiones (por ejemplo aquí: Lo que hay detrás de la política liberal contra la inflación) y con más detalle en mi último libro Economía para no dejarse engañar por los economistas (Deusto 2016) así que ahora solo dejaré una pista: siempre que se aplican políticas económicas fundadas en esa creencia liberal equivocada da la casualidad de que quienes salen beneficiados son los grupos sociales de mayor renta y riqueza. Los errores en economía no solo tienen causas sino también propósitos.

ganas de escribir

Categories: Attac Planet

Lettre à Ségolène Royal : il est temps de geler l'extraction des énergies fossiles en mer

News from Attac France - 4 hours 3 min ago

Avec plusieurs autres associations et ONG, Attac France interpelle Ségolène Royal par une lettre ouverte – que chacun·e peut signer – pour exiger qu'elle gèle définitivement l'exploitation des énergies fossiles dans les eaux territoriales françaises, et de s'assurer que cet engagement perdure au-delà des élections présidentielle et législatives du printemps prochain. Pour qui prétend faire de la France la nation de « l'excellence environnementale » et se présente comme la garante de l'Accord de Paris sur le climat, ce serait bien le minimum.

Geler l'extraction fossile en mer, c'est maintenant !}

Il y a un peu moins d'un an, nous lancions un appel à bloquer le Sommet de Pau sur l'exploitation d'hydrocarbures en haute-mer. Un mois plus tard, nous étions près d'un millier à perturber la bonne tenue de cette « contre COP 21 » en multipliant les actions non-violentes autour du centre de congrès. Quelques jours après, Ségolène Royal donnait suite à notre appel et annonçait un moratoire sur les forages en mer Méditerranée, puis annonçait sa volonté de l'étendre à l'ensemble des eaux territoriales françaises.

Il est aujourd'hui nécessaire de passer à l'étape suivante, autrement dit de geler définitivement l'exploitation des fossiles dans les eaux territoriales françaises, et de s'assurer que cet engagement perdure au-delà des élections présidentielle et législatives du printemps prochain. C'est le sens d'une lettre ouverte à la Madame la Ministre de l'environnement, de la mer et de l'énergie, que nous vous invitons à signer et à faire signer.

Signez la pétition en ligne

Madame la Ministre,

En avril dernier, vous avez décidé d'un « moratoire immédiat sur la recherche d'hydrocarbures en Méditerranée française ».

Cette annonce précurseuse représente une étape décisive de la transcription concrète de l'Accord de Paris dans les politiques françaises. Geler le développement des projets d'extraction de combustibles fossiles est en effet indispensable pour respecter les objectifs adoptés à l'issue de la COP 21.

Les gisements de gaz et de pétrole actuellement exploités sont suffisamment grands pour nous faire sortir de la trajectoire des 1,5 °C de réchauffement climatique - et si nous exploitons de surcroît tout le charbon des mines actuellement en production, nous dépasserons les 2 °C.

Il est désormais indispensable de passer à l'étape suivante et de geler définitivement l'accord de nouveaux permis d'exploration comme d'exploitation dans l'ensemble des eaux françaises. Pour débuter ce processus il faut élargir le moratoire sur les permis d'hydrocarbures en Méditerranée à la côte Atlantique et abroger Parentis Maritime, Parentis Maritime Sud et Marges du Finistère.

L'élection de Donald Trump s'annonce catastrophique sur le plan de la lutte contre le réchauffement climatique, à un moment où nous ne pouvons pourtant plus nous permettre d'attendre. Comme il l'avait annoncé, ses toutes premières décisions constituent un retour en arrière brutal - qu'il s'agisse d'autoriser le développement d'oléoducs ou de remettre en cause les engagements de la COP 21.

Le rôle des dirigeants du monde entier les plus attachés à la lutte contre le réchauffement climatique est donc désormais de « compenser politiquement » l'absence de volontarisme des dirigeants les plus rétrogrades.

La France n'est malheureusement pas à l'abri de la victoire de dirigeants politiques aussi rétrogrades que Trump, y compris en matière climatique. Il est donc indispensable de mettre à profit les mois qui restent pour s'assurer que, quel que soit le résultat des élections présidentielle puis législatives, la France reste un pays moteur de la lutte contre le réchauffement climatique.

(les trois permis mentionnés sont détenus respectivement par HUNT OVERSEAS ; RED RIO PETROLEUM et SATURN PETROLEUM ; G.T.O. LIMITED)

Veuillez agréer, Madame la Ministre, l'expression de nos sentiments les plus distingués,

– Jacques Beall, Surfrider Foundation Europe ; Maxime Combes, Attac ; Florent Compain, les Amis de la Terre ; Olivier Dubuquoy, Nation Océan ; Fanny Delahalle, Alternatiba ; Nicolas Haeringer, 350.org ; Txetx Etcheverry, Bizi ! ; Jean-François Julliard, Greenpeace France ; Cécile Marchand, ANV-COP 21 ; Laura Morosini, Chrétiens Unis pour la Terre ; Pierre Perbos, Réseau Action Climat.

Signez la pétition en ligne

Photo : Divulgação Petrobras / ABr, licence Creative Commons BY 3.0 (via Wikimedia Commons).

Categories: Attac Planet

Amnistía acusa a España de violar el derecho al refugio y a la libertad de expresión

News from Attac Spain - 5 hours 44 min ago

Marisa Kohan - Público.es

El Informe  anual de la ONG advierte de las consecuencias de la retórica del “nosotros contra ellos” que ha entrado en la agenda de las grandes potencias y que está fomentando el retroceso de los derechos humanos en el mundo.

Inmigrantes intentan saltar la valla de Melilla. Archivo REUTERS (2014)

Inmigrantes intentan saltar la valla de Melilla /REUTERS

España no se queda al margen del menoscabo de los derechos humanos recopilados por Amnistía Internacional (AI) en su Informe Anual hecho público hoy en todo el mundo. En este documento, la ONG analiza la situación de los derechos humanos en 159 países durante el año 2016.

Entre las principales violaciones de estos derechos en nuestro país, resalta la insuficiente acogida de personas que huye de conflictos o de graves violaciones derechos humanos y la expulsión masivas en las fronteras de Ceuta y Melilla. Amnistía también señala a España por utilizar el delito de “enaltecimiento del terrorismo” para limitar de forma desproporcionada la libertad de expresión.

“Aunque España se comprometió en septiembre de 2015 con la Unión Europea a la rehubicación y reasentamieto de más de 17.000 personas que huyen de la guerra y la persecución, lo cierto es que sólo ha acogido a 1.034, un 6% de su compromiso. Una cifra que es claramente insuficiente”, afirma Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional España.

El informe denuncia que nuestro país utilizó la “amplia y vaga” definición de terrorismo recogida en la reforma del Código Penal, para limitar de forma desproporcionada el derecho a la libertad de expresión y cita, entre otros, el caso de los titiriteros encarcelados durante una representación. “Ninguna obra de teatro, ninguna opinión por mucho que su contenido pueda parecer inadecuado, representa un peligro para la seguridad nacional”, señala Beltrán.

La impunidad de las fuerzas de seguridad son otro apartado en el que España suspende, según la ONG. “Es una tendencia cada vez más extendida en las violaciones de derechos humanos. Los miembros de las fuerzas de seguridad implicados en el uso excesivo de la fuerza raramente son identificados y los casos de tortura siguen sin investigarse adecuadamente”, recoge el informe. Además, la organización resalta que tampoco se han realizado avances en la investigación de los crímenes contra el derecho Internacional, como los cometidos durante la Guerra Civil y el franquismo.

Amnistía Internacional recuerda que durante 2016 denunció nuevos casos del uso desproporcionado de la fuerza por miembros de las fuerzas de seguridad y otros casos de malos tratos, que no se investigaron con eficacia o exhaustividad. Cita el ejemplo de Ester Quintana, que perdió un ojo en noviembre de 2012 por el impacto de una pelota de goma y la absolución en 2016 de los policías implicados, por no poder demostrarse quién había disparado.  ”El Tribunal Europeo de Derechos Humanos dictaminó por octava vez desde 2010 que los casos de torturas y malos tratos en España no se investigan adecuadamente y afirma que la impunidad se consolida por falta de investigación”.

El informe resalta que en nuestro país hay pendientes de tramitación más de 29.800 solicitudes de asilo y que estas se han casi triplicado en los últimos tres años. Si en 2013 el número de peticiones fue de 4.513, entre enero y octubre de 2016 ya se habían registrado unas 12.525 solicitudes de asilo. “España no aplicó las directivas europeas sobre personas apátridas, procedimientos de asilo y condiciones de recepción y seis años después de su entrada en vigor, la Ley de Asilo seguía sin implementarse, lo que hizo que el acceso de las personas solicitantes de asilo a la asistencia que tienen derecho no fuera el mismo en todo el país”, afirma AI en un comunicado.

Un mundo menos humano

A nivel internacional, la organización denuncia que a medida que los grandes Estados dan marcha atrás en sus compromisos con los derechos humanos, esto actúa como un efecto dominó y advierte que la retórica “tóxica y deshumanizadora”  de el “nosotros contra ellos” está creando un mundo más dividido y peligroso.

“La política de demonización que se hace en la actualidad, difunde la peligrosa idea de que algunas personas son menos humanas que otras, despojando de su humanidad a grupos enteros de personas. Esta práctica amenaza con desatar los aspectos más negativos de la naturaleza humana”, afirma Salil Shetty, secretario general de la organización.

Amnistía Internacional pide a la gente que oponga resistencia en todo el mundo a los “cínicos intentos” de retirar derechos humanos consolidados con la lejana promesa de prosperidad y seguridad.  Y advierte que la solidaridad global y la movilización popular serán de vital importancia para proteger a las personas que se oponen a quienes están en el poder y defienden los derechos humanos y a los cuales sus gobiernos tachan de “amenaza”.

¿Quién va a defender los derechos humanos? se interpela AI y afirma que el mundo se enfrenta a una larga lista de crisis con poca voluntad política para abordarlas. Entre ellas las de Siria, Yemen, Libia, Afganistán, Centroamérica, la República Centroafricana, Burundi, Iraq, Sudán del Sur y Sudán.

“En 2016 los gobiernos hicieron la vista gorda ante crímenes de guerra, impulsaron acuerdos que menoscaban el derecho a solicitar asilo, aprobaron leyes que violaban la libertad de expresión, incitaron a asesinar a personas simplemente por estar acusadas de consumir drogas y justificaron la tortura,  la vigilancia masiva y ampliaron poderes policiales draconianos”, afirma AI.

Espía y promete seguridad

Varios países han adoptado medidas intrusivas de seguridad, como el prolongado estado de excepción de Francia y la inaudita y catastrófica legislación sobre vigilancia de Reino Unido. Se ha instalado “la seguridad como excusa para justificar la represión en todo el mundo”. Los gobiernos ofrecieron a los ciudadanos la promesa de seguridad y mejora económica a cambio de ceder derechos de participación y libertades democráticas. 

Amnistía Internacional pone en el foco a Turquía, que intensificó su represión a los disidentes durante el estado de excepción que siguió al intento del golpe de Estado. Más de 90.000 personas empleadas en el sector público perdieron su trabajo por sus “presuntos” vínculos con organizaciones terroristas ,118 periodistas fueron encarcelados preventivamente y se cerraron 184 medios de comunicación.

El drama de los refugiados ocupa una parte importante de su informe. Desvela que 36 países violaron el derecho internacional devolviendo ilícitamente a personas refugiadas a países donde sus derechos humanos corrían peligro.
En otras partes, China, Egipto, Etiopía, India, Irán, Tailandia y Turquía han llevado a cabo campañas masivas de represión.

En 22 países se asesinaron a defensores de los derechos humanos durante el año pasado por cuestionar intereses económicos, defender a minorías y a comunidades pequeñas o por oponerse a los obstáculos tradicionales para los derechos de las mujeres y de las personas LGTBI.

“No podemos depender pasivamente de los gobiernos para defender los derechos humanos ; somos las personas quienes tenemos que hacer algo. Con los políticos cada vez más dispuestos a demonizar a grupos enteros de personas, raras veces ha sido tan evidente la necesidad de que todas las personas luchemos por los valores básicos de la dignidad humana”, concluye Salil.

@kohanm

Categories: Attac Planet

Lutte contre l'évitement et l'évasion fiscaux : Blocage réussi de bureaux à Montréal

Attac Québec - Wed, 22/02/2017 - 21:51

À l'appel de la Coalition Main rouge, plus de 200 personnes ont pris d'assaut les quatre grandes firmes internationales qui dominent le lucratif secteur de l'évasion fiscale : PricewaterhouseCoopers (PwC), KPMG, Deloitte et Ernst & Young. À quelques semaines du prochain budget Leitao et aussi de dépôt du rapport de la Commission des Finances sur les paradis fiscaux, la Coalition demande au ministre des Finances de lutter plus efficacement contre l'évitement et l'évasion fiscaux afin que les entreprises et les plus riches contribuent davantage au financement des services publics, des programmes sociaux et de l'action communautaire autonome. L'État pourrait ainsi récupérer au minimum 740 millions $ qui lui échappent chaque année. Lire la suite sur le site de la Coalition. Voir la couverture média dans le Journal Métro, TVA Nouvelles, Radio-Canada, le Journal de Montréal, La Presse, Radio-Canada Estrie.

Categories: Attac Planet

Corrupción, involución y III República

News from Attac Spain - Wed, 22/02/2017 - 09:00

Germán Gorraiz López – ATTAC Navarra-Nafarroa

La metástasis de la corrupción afectaría a cargos electos de la mayoría de los partidos políticos que detentan el Poder en cualquiera de los corruptos Reinos de Taifas en que se ha convertido el Estado español (PP, PSOE,CDC, Coalición Canaria, PNV, IU y UPN), convirtiendo la escena política en un inmenso queso taladrado por la corrupción y envuelto en la capa de la inviolabilidad (estatus de aforado) establecido por la doctrina del Tribunal Supremo, devenido en dique de contención de los recursos populares contra la parasitaria y corrupta clase política establecida en cualquier segmento de poder. La cartografía de la corrupción abarcaría pues a todas las Comunidades Autónomas y afectarían a todos los partidos que detentan parcelas de poder en cualquiera de ellas, estando los políticos presuntamente implicados en casos de corrupción, nepotismo y tráfico de influencias protegidos en la mayoría de la casos por el status de “aforado” establecido por el Tribunal Supremo, lo que de facto, convierte a dichos políticos aforados en intocables ante la Ley.

La obscenidad de la Banca

Tradicionalmente, la finalidad de la banca era canalizar el ahorro privado hacia la inversión, pero dada la ausencia de cultura de ahorro doméstico y público, ha originado que el proveedor de recursos para dinamizar la economía en forma de inversiones se haya trasmutado en un parásito hematófago que succiona todas las ubres del Estado para saciar el apetito insaciable de sus accionistas y altos cargos directivos. La casta dirigente bancaria se habría transmutado así en una camarilla de poder (equivalente a un miniestado dentro del Estado), que utilizaría el nepotismo para perpetuarse en el poder con carácter vitalicio, recurriendo a los llamados “contratos blindados” para asegurarse un retiro dorado.

La Gran Banca española se habría convertido en un parásito hematófago (chinche doméstico), organismos chupópteros que no viven permanentemente sobre su hospedador o víctima sino que sólo se acercan a él para alimentarse y tras succionar hasta la última gota de sangre los abandonan exangües y desahuciados. Así, según la agencia EFE, la gran Banca española (Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Popular y Sabadell) obtuvo en los primeros nueve meses del 2016 un beneficio neto de 10.246 millones € ( aumento del 4,4 % respecto al mismo período del 2015), a pesar de los bajos tipos de interés, del descenso del crédito de más de 500.00 millones desde el 2008, de la disminución de las tasas de rentabilidad del 20% del 2008 al 6´5% actual y de una reducción drástica de los presupuestos para obras sociales, (un 60% menos desde el 2008).

Mientras según el FROB, cerca de 167.000 afectados por la venta irregular de preferentes de Bankia, NCG Banco o Catalunya Banc no podrán recuperar ni tan siquiera un pequeño porcentaje de su inversión al tiempo que se producirían 100 desahucios diarios ( aumento del 2,1 %) y del parque de viviendas viviendas vacías que podrían destinarse al alquiler social, un mínimo de 600.000 serían propiedad de entidades financieras o del Banco malo según un informe de la PAH (Plataforma de Afectados por la Hipoteca). Además, el último informe de Intermon Oxfam sobre “Crisis, desigualdad y pobreza” advierte que “de continuar los recortes sociales, la pobreza en España podría llegar a afectar al 40 % de la población en el horizonte de la próxima década” y según dicha ONG, la tasa de pobreza se situaría en el 27% de la población y afectaría ya a 13 millones de personas. Finalmente, añadir que según Cáritas tres millones de personas vivirían ya en situación de “pobreza severa” ( menos de 307 euros al mes) mientras el número de millonarios en España habría aumentado un 13% en el último año según datos de Eurostat, con lo que se estaría agudizando de forma vertiginosa una fractura social de resultados impredecibles.

El deficit democrático de España

El establishment del Estado español estaría formado por las élites financiera-empresarial, política, militar, jerarquía católica, universitaria y mass media que serían los herederos naturales del legado del General Franco y que habrían fagocitado todas las esferas de decisión (según se desprende de la lectura del libro “Oligarquía financiera y poder político en España” escrito por el ex-banquero Manuel Puerto Ducet), iniciando asimismo una deriva autoritaria que habría ya convertido a la pseudodemocracia española en rehén del establishment y que tendría como objetivo último la implementación del Estado Tardofranquista. El Tardofranquismo sería hijo del Tejerazo o golpe blando de 1.981 en el que los líderes políticos confinados en el Congreso fueron “invitados” a aceptar un acuerdo tácito por el que se declaraban intocables el establishment asociado al sistema monárquico, al sistema político bipartidista y a la “unidad indisoluble de la nación española” y estaría plasmado en la todavía vigente Constitución de 1.978, Carta Magna que estaría blindada ante cualquier cambio institucional que se pueda producir en el Estado español con lo que se cumpliría una vez más la profecía : “Todo está atado y bien atado”. Dicho Tardofranquismo sería un anacronismo político que bebería de las fuentes del centralismo jacobino francés y del paternalismo de las dictaduras blandas y que incluirá en su cartografía la llamada “Doctrina Aznar”, distopía que tendría como ejes principales la culminación de la “derrota institucional de ETA para impedir que el terrorismo encuentre en sus socios políticos el oxígeno que le permita sobrevivir a su derrota operativa” y el mantenimiento de la “unidad indisoluble de España “, lo que se traducirá en el finiquito de la representación institucional lograda por EH Bildu en base al apoyo popular mediante la ilegalización del partido abertzale Sortu y la prohibición por el Gobierno central de la celebración del previsto “referéndum consultivo” de la Generalitat catalana , medidas que terminarán por finiquitar la más larga experiencia pseudodemocrática de la historia del Estado español (35 años).

¿Hacia la III República?

Hermann Hesse, quien en su libro “El lobo estepario” (Der Steppenwolf,1.927), plasma el sentimiento de angustia, desesperanza y desconcierto que se apoderó de la sociedad europea en el período de entreguerras y critica mordazmente la sociedad burguesa ( la decadencia de la civilización”), dictadura invisible que anula los ideales del individuo primigenio y le transforma en un ser acrítico, miedoso y conformista que sedado por el consumismo compulsivo de bienes materiales pasa a engrosar ineludiblemente las filas de una sociedad homogénea, uniforme y fácilmente manipulable. Así, Hesse define al burgués como “una persona que trata siempre de colocarse en el centro, entre los extremos, en una zona templada y agradable, sin violentas tempestades ni tormentas. Consiguientemente, es por naturaleza una criatura de débil impulso vital, miedoso, temiendo la entrega de sí mismo, fácil de gobernar. Por eso ha sustituido el poder por el régimen de mayorías, la fuerza por la ley y la responsabilidad por el sistema de votación. Es evidente que este ser débil y asustadizo, aun existiendo en cantidad tan considerable no puede sostenerse solo y en función de sus cualidades no podría representar en el mundo otro papel que el de rebaño de corderos entre lobos errantes…”.

Dichas reflexiones siguen vigentes casi un siglo más tarde, pues la entrada en recesión de las economías europeas ha implementado el estigma de la incertidumbre y la incredulidad en una sociedad inmersa en la cultura del Estado de Bienestar del mundo occidental, derivando posteriormente en un shock traumático al constatarse el vertiginoso tránsito desde niveles de bienestar hasta la cruda realidad de la pérdida del trabajo y posterior desahucio, inmersión en umbrales de pobreza y dependencia en exclusiva de los subsidios sociales, por lo que se antoja inevitable un proceso de catarsis y posterior metanoia colectiva. El término Metanoia (del griego μετανοῖεν, metanoien), sería “un enunciado retórico utilizado para retractarse de alguna afirmación realizada y corregirla para enfocarla de la manera adecuada a un nuevo contexto “ ,lo que traducido a la actual coyuntura socio-económica, se traduciría como “transformar la mente para adoptar una nueva forma de pensar, con ideas nuevas, nuevos conocimientos y una actitud enteramente nueva ante la irrupción del nuevo escenario socio-económico ”, lo que implicaría la doble connotación de movimiento físico (desandar el camino andado) y psicológico (cambio de mentalidad tras desechar los viejos estereotipos económicos vigentes en la última década) y que tendrá como efectos benéficos la liberación de la parte indómita del individuo primigenio ( el lobo estepario) que ha permanecido agazapado en un recodo del corazón, sedado y oprimido por la tiranía de la manipulación consumista de la actual sociedad burguesa.

En consecuencia, asistiremos a la aparición de un nuevo individuo reafirmado en una sólida conciencia crítica y sustentado en valores caídos en desuso como la solidaridad y la indignación colectiva ante la corrupción e injusticia imperantes, dispuesto a quebrantar las normas y las leyes impuestas por la “ monarquía de las tinieblas”. Para lograrlo, será preciso transitar por la senda marcada por il poverello D´Assisi: “Comienza haciendo lo que es necesario, después lo que es posible y de repente estarás haciendo lo imposible”, tras lo que asistiremos al advenimiento de la III República en el horizonte del 2.020, quedando el quinquenio 2015-2020 como escenario catártico de una época traumática en la que agonizará lo viejo sin que logre amanecer todavía lo nuevo.

Analista internacional

Categories: Attac Planet

Renta Básica y mujer

News from Attac Spain - Wed, 22/02/2017 - 07:00

Antonio Piazuelo – ATTAC Aragón

Cualquiera que se haya interesado por el concepto de Renta Básica Universal, y por su posible aplicación, habrá percibido que el debate ha rebrotado con fuerza desde hace algunos meses. Y también se habrá dado cuenta de que es cada vez más abierto el arco ideológico, económico y social en el que se sustenta esta idea: desde economistas del FMI, pasando por multimillonarios dirigentes de las empresas punteras en nuevas tecnologías, hasta personas cercanas a la socialdemocracia y organizaciones que tienen el anticapitalismo por bandera. Cierto es que el bando opuesto a la RBU es igualmente transversal y numeroso, pero pretendo centrarme aquí en los efectos que una Renta Básica tendría sobre un colectivo que tampoco responde a parámetros socioeconómicos o ideológicos, pero que supone aproximadamente la mitad de la Humanidad: las mujeres.

He dicho en otro lugar que el debate sobre la RBU está sembrado de pequeñas trampas, de intuiciones que parecen evidentes y se revelan desacertadas. Analizar su repercusión sobre la igualdad de género es algo, por lo tanto, que debe hacerse con precaución para evitar resbalones.

La primera intuición a este respecto parece ampliamente positiva. La RBU es un sistema radical de redistribución de la riqueza de tal modo que, aunque todos la percibirían por igual, su repercusión en el sistema fiscal haría que los más adinerados fuesen ‘perdedores netos’ (es decir, el incremento de lo que tendrían que pagar en impuestos sería más, mucho más, de lo que recibirían) mientras los más desfavorecidos serían ‘ganadores netos’. En este sentido salta a la vista que la mayor parte de los trabajadores precarios, mal pagados o en paro son mujeres, de modo que la RBU generaría una fuerte redistribución desde las rentas de la población masculina a las de la femenina. Añadamos a eso la cantidad de mujeres que siguen sin tener ingresos propios, dedicadas a las tareas domésticas y a cuidar de los hijos o de los mayores. Recibir una renta que cubriera sus necesidades básicas debería proporcionarles mayor independencia y más libertad para trabajar o no, según su opción. Sin hablar de tantas mujeres maltratadas que no pueden alejarse del maltratador porque no podrían subsistir por sí solas.

Sin embargo no son pocas las feministas que se oponen a la Renta Básica porque precisamente temen que, si cada mujer recibiera una cantidad garantizada (en torno a los seiscientos euros), carecería del habitual incentivo de “redondear los ingresos familiares” para entrar en el mercado laboral y acabaría consolidando su papel tradicional como ama de casa. Y, desde luego, no se ve ningún incentivo claro para que los hombres asuman una parte de los trabajos domésticos. Probablemente, lo contrario: vendría a reforzar la dualidad Mujer = Ama de casa, Hombre = Trabajador remunerado.

El otro elemento de riesgo que se aprecia desde un punto de vista de igualdad de género es que, para financiar la RBU, los gobiernos intenten reducir (o eliminar) los gastos de protección social. Esa es una posibilidad real, que convertiría en humo todos los beneficios de la RBU y que, sin duda alguna, haría recaer sobre las mujeres nuevas cargas de manera mucho más aguda que sobre los hombres.

Vemos, en consecuencia, que el debate sobre la Renta Básica Universal no puede ceñirse a la posibilidad o no de financiarla, que es a lo que algunos pretenden reducirlo. El debate y la negociación, si se llegase a ello, deben abarcar también -entre otras cosas- la necesidad de blindar presupuestariamente las partidas fundamentales del Estado del Bienestar. Sanidad, Educación, Dependencia y Servicios Sociales no son los capítulos de los que debe salir el dinero para financiar la RBU porque, si así fuera, los beneficios que pudiera generar para amplios colectivos (las mujeres entre ellos) se diluirían hasta prácticamente desaparecer.

Pero también se haría necesario que los gobiernos contemplen, en paralelo con la implantación de la Renta Básica, una serie de políticas públicas que coadyuven a la socialización de los trabajos de cuidado y reproducción, hoy prácticamente a cargo de mujeres en exclusiva, y al reparto de esas tareas entre hombres y mujeres. Los permisos de paternidad iguales a los de maternidad e intransferibles entre los miembros de la pareja, la universalización de la educación infantil (entre 0 y 3 años) y la flexibilización de horarios laborales que favorezca la conciliación familiar y ayude a corresponsabilizarse a los hombres en las tareas domésticas serían algunas de esas políticas.

En mi opinión, el problema de fondo no está sin embargo en la implantación o no de la Renta Básica, sino en el modelo tradicional de familia patriarcal que aún subsiste en nuestras sociedades y con más fuerza de la que a veces pensamos. En todo caso la idea de la RBU tiene en su centro una nueva idea sobre la ética del trabajo tal como la hemos vivido hasta ahora, y es esa vieja ética precisamente la que ha dado lugar al modelo de familia alrededor del que giran nuestros Estados del Bienestar.

Es, por lo tanto, sobre ese modelo patriarcal sobre el que hay que actuar, con independencia de la implantación de la RBU. Pedir que la Renta Básica acabe con la desigualdad entre hombres y mujeres (tan arraigada en muchas mentalidades), o con la división sexual del trabajo, o con la opresión y la violencia de género, es pedir algo para lo que no está pensada y culpabilizarla por algo que tiene otros culpables. Como dijo una pensadora feminista, la británica Carole Pateman, ’eso sería como esperar que la educación pública acabara con la corrupción política’.

Publicado en Ara Info

Categories: Attac Planet

Invitation - Rencontre d'organisation de la Semaine mondiale d'action contre les paradis fiscaux (1-7 avril)

Attac Québec - Wed, 22/02/2017 - 00:49

Nous invitons tous les membres et sympathisantEs d'ATTAC-Québec intéresséEs à se mobiliser contre les paradis fiscaux à une rencontre :

le mardi 7 mars, de 18 h à 20 h
au 3720, avenue du Parc (2e étage) à Montréal

Nous nous mobilisons pour la 1e Semaine mondiale d'action contre les paradis fiscaux (1-7 avril) et la Journée internationale contre les paradis fiscaux (3 avril) ! Nous organisons des activités à Montréal les 1er, 3 et 4 avril. Ça vous tente de donner un coup de main pour les organiser et/ou mobiliser votre monde ? Joignez-vous à nous et faites-nous signe !

Nous vous invitons aussi à organiser des activités sur votre propre base pendant cette semaine d'action et à nous en informer, ou que vous soyez au Québec. Voir le site (en anglais) de la Global Alliance Tax Justice avec qui nous collaborons à l'échelle internationale à ce projet depuis le Forum social mondial de Montréal 2016.

Les personnes désirant plus d'information peuvent contacter Baptiste Godrie par courriel..

Categories: Attac Planet

Grenzenlose Solidarität statt G20

News fo Attac Germany - Tue, 21/02/2017 - 16:21
Breites Bündnis ruft zu Großdemonstration am 8. Juli in Hamburg auf
Categories: Attac Planet

Douzième numéro des Possibles, la revue éditée à l'initiative du Conseil scientifique d'Attac

News from Attac France - Tue, 21/02/2017 - 11:04

Le douzième numéro de la revue trimestrielle Les Possibles, éditée à l'initiative du Conseil scientifique d'Attac, est disponible. Retrouvez ci-dessous le sommaire de ce numéro et inscrivez-vous pour recevoir la revue.

Retrouvez le sommaire de ce douzième numéro.

Les précédents numéro sont disponibles en ligne Numéro 1 ; Numéro 2 ; Numéro 3 ; Numéro 4 ; Numéro 5 ; Numéro 6 ; Numéro 7 ; Numéro 8 ; Numéro 9 ; Numéro 10, Numéro 11.

Voir Venise et mourir ? (Jean-Marie Harribey, Jean Tosti)

Le 22 janvier, un jeune réfugié gambien âgé de 22 ans s'est noyé à Venise, dans les eaux du Grand Canal où il avait visiblement choisi de se suicider. Il pourrait s'agir là d'un fait divers certes dramatique, hélas trop banal. Mais ce qui rend cette noyade particulièrement insupportable, c'est qu'elle s'est produite sous les yeux d'une centaine de spectateurs qui n'ont rien fait pour sauver le jeune homme : certains riaient, d'autres lui lançaient des insultes racistes, d'autres encore filmaient la scène sur leur téléphone portable. Personne n'a eu la volonté ou le courage de se jeter à l'eau. « Est-ce ainsi que les hommes vivent ? », pourrait-on dire en paraphrasant le vers d'Aragon. Est-il acceptable qu'en ce début de XXIe siècle les notions d'entraide et de solidarité fassent place à un individualisme, un égoïsme et une indécence aussi débridés ?
Un tel événement nous semble étroitement lié au thème évoqué dans le dossier de ce numéro des Possibles, la droitisation des politiques et des esprits – on aurait pu même parler d'extrême droitisation.

Lire la suite

Dossier : La droitisation des politiques L'UKIP et le racisme post-Brexit (Nick Dearden)

Quelles que soient les raisons qui ont poussé les gens à voter pour la sortie du Royaume-Uni de l'Union européenne en juin 2016, le résultat a été un changement brutal dans le débat national vers une droite autoritaire et anti-immigrants. Le débat lui-même était sous-tendu par une division profonde et ancienne au sein du parti conservateur. Ce parti est fondamentalement en désaccord sur le point de savoir si le Royaume-Uni doit être tourné vers l'Europe, ou vers l'ancien empire (Commonwealth) et les États-Unis. Ce dernier groupe, dont certains ont rejoint l'UK Independence Party (UKIP), à la droite du parti conservateur – rassemble un mélange d'ultra-libéraux et de passéistes autoritaires avec des convictions anti-immigrants.

Traduit de l'anglais par Dominique Plihon

Lire la suite

Trump : les raisons d'une défaite (Janette Habel)

Il est surprenant de voir que la victoire de Donald Trump suscite plus de contributions et de polémiques statistiques que d'analyses et de conclusions politiques examinant les causes et les conséquences de l'onde de choc américaine. Comme chacun sait qu'on peut faire dire aux chiffres et aux statistiques beaucoup de choses, notamment lorsqu'il s'agit, comme c'est le cas jusqu'alors, de statistiques fondées sur des enquêtes à la sortie des urnes ou par téléphone (cf. par exemple l'enquête publiée dans le New York Times -14 novembre 2016 - basée sur des questionnaires complétés par 24537 votants dans 350 centres électoraux répartis dans tout le pays, incluant également 4398 interviews téléphoniques, y compris auprès de certains abstentionnistes). Ces données sont certes intéressantes et utiles, mais la répartition démographique, qu'elle soit urbaine ou rurale, par âge, par sexe, par niveau culturel, par « ethnie », est une grille d'analyse insuffisante pour rendre compte des évolutions politiques et sociales que connaît le pays.

Lire la suite

L'élection de Donald Trump (Paddy Quick)

L'élection de Trump en tant que 45e président des États-Unis a été perçue avec horreur par ceux qui l'ont combattue, et qui continuent à la combattre sur différents fronts. Ceci inclut ceux qui agissent afin de défendre les droits des travailleurs (migrants inclus), de mettre un terme à l'incarcération de masse des Afro-Américains et autres minorités, d'arrêter les discriminations basées sur la race, le sexe ou le statut LGBTQ (Lesbienne, Gay, Bisexuel, Transgendered and Queer), de défendre le droit à l'avortement et autres méthodes de contrôle des naissances, de promouvoir une couverture santé universelle ou encore de relever le défi du changement climatique. Ceci inclut aussi ceux et celles qui s'opposent aux interventions politiques et militaires à travers le monde et le soutien des États-Unis aux régimes totalitaires.

Traduit de l'anglais par Tom Roberts

Lire la suite

L'investiture de Donald Trump : l'accomplissement du néo-libéralisme états-unien (Claude Calame)

On connaît désormais la composition du cabinet de Donald Trump, qui accède au pouvoir aujourd'hui. Elle rend aisées les prédictions sur la politique intérieure et extérieure que le Président conduira de concert avec ses ministres. Pour Secrétaire d'État, le nouveau Président a donc choisi le directeur général de la société pétrolière et gazière ExxonMobil, Rex Tillerson ; proche du pouvoir russe, il fut un temps directeur de Neftegas, une filiale russo-américaine d'ExxonMobil installée dans un paradis fiscal aux Bahamas. Pour l'orientation générale de la politique il pourra compter sur le « haut conseiller » et idéologue, Stephen Bannon, homme d'affaires versé dans les médias et ex-patron du site ultra-conservateur « Breitbart News ». Comme Secrétaire au Trésor et par conséquent comme ministre des finances, on trouve Steve Mnuchin, un investisseur et banquier de Wall Street, un ancien cadre de Goldman Sachs. Pour le Département du commerce, le choix s'est porté sur un autre milliardaire, Wilbur Ross, un ancien de collaborateur de la Banque Rothschild et un investisseur à Wall Street où il s'est spécialisé dans les faillites et les rachats lucratifs des sociétés liquidées.

Lire la suite

Droites radicales russes : histoire et actualité (Jean Marie Chauvier)

La Russie bascule-t-elle « à droite » comme le reste de l'Europe ; est-elle même une inspiratrice de ce basculement ? La question vaut-elle d'être posée ? L'URSS était-elle « à gauche » et dès lors le basculement « à droite » a-t-il eu lieu dès 1989-91 ? Il y a manifestement plusieurs façons d'être « à droite ». Mais le recours à la terminologie occidentale « droite-gauche » est source de malentendus. Les mots n'ont pas le même sens ni la même histoire. À l'époque soviétique, le régime se réclamait de valeurs « de gauche », mais une partie des dissidents également. Les partisans de Boris Eltsine se disaient « de gauche » en 1989 avant de se regrouper quelques années plus tard dans l' « Union des forces de droite », ce qui semblait plus conforme à leur démarche. Le débat russe s'est davantage polarisé autour des notions de « démocratie-libéralisme » versus « patriotisme-nationalisme », « libération des mœurs » versus « défense des traditions », « occidentalisme » versus « russité » ou « eurasianité », « globalistes » versus « antiglobalistes ». C'est par mimétisme que les notions « droite-gauche » se sont progressivement imposées, sans que les forces politiques ou les populations s'y reconnaissent pleinement. Nous y avons donc recours « sous toutes réserves ».

Lire la suite

« La majorité des Hongrois sont apathiques, indifférents et sans espoir » (Gáspár M. Tamás)

Personne ne peut dire que la démocratie libérale n'a pas libéré quelques peuples et que certains types de servitudes n'ont pas été effacés. Mais le système actuel est traversé par de nombreuses contradictions. Nous connaissons une grave crise de la démocratie libérale, qui coïncide avec la « mort » du socialisme. La condition nécessaire de la démocratie libérale était l'existence d'un mouvement des travailleurs. Elle était le résultat d'un compromis dans lequel, en échange d'une paix intérieure et de la stabilité, la social-démocratie a abandonné quelques-unes de ses exigences révolutionnaires et est devenue un élément de l'État bourgeois.

Lire la suite

La révolution de droite en Pologne (Michal Kozlowski)

La Pologne avait une réputation méritée d'être un pays de droite depuis bien longtemps. Les post-communistes puissants dans les années 1990 étaient qualifiés de conservateurs modérés, leurs adversaires du camp « anticommuniste », aussi bien libéraux que nationalistes, se caractérisaient par un sincère zèle droitier… Et pourtant, en 2015, la Pologne a vécu encore une révolution de droite, certainement la plus extrême. Le gouvernement élu avec 37 % des voix a supprimé la Cour constitutionnelle, a imposé des lois draconiennes dans le domaine de la sécurité et de la surveillance « antiterroriste », et a organisé les unités paramilitaires en guise de la garde nationale.

Lire la suite

La droitisation en Allemagne : pas seulement l'AfD (Peter Wahl)

La droitisation est un phénomène international. Il se développe – avec l'exception intéressante de quelques pays méditerranéens – dans presque tous les pays industrialisés, y compris les États-Unis. Jusqu'à ces derniers temps, il paraissait que l'Allemagne ne serait pas, ou peu affectée par la tendance générale. Mais à présent les choses sont en train de changer rapidement.

Au fond, la droitisation a ses racines dans cette conglomération de crises multiples qu'ont produites le capitalisme financier et la mondialisation néolibérale. Ces crises ne sont pas seulement économiques et sociales. Elles entraînent une crise de représentation et l'érosion de la démocratie. Elles apportent une telle accélération des changements sociaux et culturels qu'ils donnent le vertige. Beaucoup de gens, avant tout dans les couches populaires, se sentent laissés derrière et exclus.

Lire la suite

Québec et Canada : la droite en catimini (Claude Vaillancourt)

On pourrait croire que le Canada, depuis les dernières élections législatives, échappe à la droitisation du monde. N'avons-nous pas maintenant, avec Justin Trudeau, un Premier ministre qui se dit progressiste, féministe, défenseur de l'environnement ? Ne s'est-il pas fait élire en annonçant de nouveaux investissements publics et en mettant fin à l'austérité budgétaire ? Mais le mécanisme de droitisation est en réalité si profondément enclenché qu'il se poursuit, malgré les dires de Justin Trudeau.

Lire la suite

Après le Brexit et Trump : confusionnisme à gauche et extrême droitisation idéologique (Philippe Corcuff)

L'année 2016, avec la victoire du Brexit au Royaume-Uni et celle de Donald Trump aux États-Unis, a donné un nouveau coup de pouce, en France et dans d'autres pays, à l'aimantation du débat public par une extrême droitisation idéologique : intolérance identitaire, xénophobies, nationalisme donnant une tonalité ultra-conservatrice à la mise en cause du « système », à la référence au « Peuple » ou à la critique des médias dans une dynamique que l'on qualifier provisoirement de « post-fasciste ». Il vaut mieux parler prudemment d'extrême droitisation idéologique et politique, affectant le champ politique professionnel, les médias, internet et les réseaux sociaux que d'extrême droitisation (ou de droitisation) de la société française en général. Car les réalités sociales observables apparaissent plus ambivalentes et mobiles, parfois chez les mêmes personnes en fonction des contextes, de ce point de vue. On peut ainsi voir cohabiter et parfois entrer en tension des tendances xénophobes et des résistances multiculturelles : les résistances multiculturelles se sont particulièrement exprimées lors des réactions spontanées dans la population au moment des attentats de janvier et de novembre 2015 dans la région parisienne ; par contre, les réactions locales à l'attentat du 14 juillet 2016 à Nice ont laissé davantage de place aux tendances xénophobes.

Lire la suite

Considérations sur le populisme de gauche (Samy Johsua, Roger Martelli)

On ne discutera pas ici de la notion générale et approximative de « populisme », dont l'usage s'est accru régulièrement depuis les années 1990. Désignant principalement les droites radicalisées, elle touche aujourd'hui à la fois la droite et la gauche. Péjoratif dans la plupart des cas, le terme a toutefois été repris de façon positive, jusque dans la gauche la plus « radicale ». C'est de ce « populisme de gauche » qu'il sera question.

Lire la suite

La souveraineté populaire est-elle possible ? La question du populisme (Pierre Khalfa)

Le thème de la discussion traduit d'évidence la crise qui traverse actuellement nos sociétés. C'est aujourd'hui devenu une banalité de dire qu'il s'agit non seulement d'une crise économique et sociale, mais aussi, de mon point de vue surtout, d'une crise démocratique qui se traduit par une perte de légitimité de tous les pouvoirs institués. Je traiterai cinq points :
1. Les causes « immédiates » de cette crise ;
2. Les apories de la démocratie représentative ;
3. Quelle démocratie ?
4. Des problèmes soulevés par la question de la souveraineté populaire ;
5. Le populisme de gauche, une réponse en trompe-l'œil à ces difficultés.

Lire la suite

Débats À propos du livre d'Emmanuel Terray, « Penser à droite » : du conservatisme libéral à la mondialisation capitaliste (Claude Calame)

Qu'est-ce donc que « penser à droite » ? Les réponses proposées par l'anthropologue Emmanuel Terray sont d'ordre historique et politique. Elle partent d'un principe énoncé d'emblée : « La pensée de droite est d'abord un réalisme : elle accorde un privilège à l'existant, et tend à s'incliner “devant la force des choses“, la puissance du fait acquis ».

Lire la suite

À propos de l'ouvrage Contre l'allocation universelle (M. Alaluf, D. Zamora, dir.) (Christiane Marty)

À l'heure où le revenu universel occupe le débat public, un petit ouvrage paru fin 2016, Contre l'allocation universelle vient en éclairer les enjeux, à partir d'une évaluation résolument de gauche. Versée de manière inconditionnelle à chaque citoyen, l'allocation universelle vise à lutter contre la pauvreté, la précarité et le chômage. Paradoxalement, la proposition séduit à gauche comme à droite. Dans son acception de gauche, elle doit permettre chacun de se libérer de l'impératif de travailler : selon ses promoteurs, le plein emploi serait en effet devenu une utopie du fait de la robotisation et l'automatisation des tâches. Le travail flexible de type « uber » devenant la norme, « le revenu de base inconditionnel serait donc le dispositif social adapté à une société "ubérisée" ». À droite, cette idée plaît aussi, ses partisans y voyant un moyen de se débarrasser des institutions de la sécurité sociale.

Lire la suite

La théorie du sans emploi : un pas dans la sociologie néolibérale (Jean-Marie Harribey)

Les publications sur le travail et l'emploi abondent. Elles viennent de tous côtés. De celui des gouvernants, des idéologues du patronat, et de la majorité des prétendus experts académiques ou des officiants grassement payés dans les organismes internationaux prônant la baisse des salaires et l'abaissement des protections sociales. Du côté aussi de ceux qui dénoncent les « emplois de merde » ou qui continuent à défendre un code du travail protecteur, la réduction du temps de travail pour endiguer le chômage et concevoir un modèle non productiviste, et la réduction des inégalités de revenus. Mais il y a aussi une troisième catégorie qui s'est saisie des thèmes à la mode : la révolution numérique qui fait soi-disant arriver la fin du travail, l'économie collaborative des auto-entrepreneurs qui peuvent survivre grâce au revenu d'existence. Le livre récent du sociologue Raphaël Liogier appartient à cette derrière catégorie : Sans emploi, Condition de l'homme postindustriel (Les Liens qui libèrent, 2016). Cet essai s'appuie-t-il sur des faits objectifs ou bien est-il une suite de préjugés idéologiques s'inscrivant dans l'air du temps ? En prenant le lecteur à contrepied, Liogier annonce plusieurs bonnes nouvelles. Correspondent-elles à la réalité ?

Lire la suite

Sortir de la crise qui dure – ou d'un capitalisme barbare ? (Catherine Samary)

Les questionnements que je veux soulever à propos de ce très opportun ouvrage collectif Par ici la sortie, Cette crise qui n'en finit pas s'inscrivent dans l'essentiel de la problématique proposée. Résumons d'abord brièvement le diagnostic : la crise de 2007/2009 n'est que l'échec patent des pseudo-réponses néolibérales à la crise structurelle des années 1970. Celle-ci touchait aux conditions de la croissance des dites Trente Glorieuses : les gains de productivité d'après-guerre. Le rétablissement des taux de profit s'est fait en comprimant la part des salaires dans la valeur ajoutée – la financiarisation permettant de compenser par un endettement colossal la compression des débouchés.

Lire la suite

La Sécu et les mutuelles (André Grimaldi )

François Fillon a affirmé clairement dans son programme qu'il faut : 1) « redéfinir les rôles respectifs de l'assurance maladie et de l'assurance privée, en focalisant l'assurance maladie notamment sur les affections graves ou de longue durée » ; 2) « introduire une franchise médicale universelle, fonction des revenus dans les limites d'un seuil et d'un plafond, le reste à payer étant pris en charge par les assurances complémentaires », c'est-à-dire, en bon français, mettre fin à la prise en charge à 100 % par la Sécurité sociale de 10 millions d'assurés ayant des affections de longue durée (ALD).

Ce faisant, il a certes commis une gaffe de communication, mais il n'a rien inventé. Il a seulement anticipé le mouvement actuel de privatisation de la santé auquel François Hollande a apporté sa contribution en créant la complémentaire santé obligatoire d'entreprise subventionnée par l'État (ANI) et en promettant, dans son discours de Juin 2015 au 41e congrès de la Mutualité, la généralisation de la complémentaire, mettant ainsi fin au principe mutualiste de « l'assurance libre et volontaire ».

Lire la suite

L'Argentine dévisse (Pierre Salama)

L'Argentine dévisse depuis plusieurs décennies. Aujourd'hui, elle est de nouveau en crise. La croissance de son produit intérieur brut (PIB) est négative. Une crise prononcée, une inflation en hausse, une politique économique erronée suivie par la nouvelle présidence pour tenter de sortir du piège de la stagflation, accroissent les inégalités, augmentent la pauvreté, peinent à faire revenir la confiance des investisseurs. Le diagnostic sur l'héritage Kirchner est erroné. Ce n'est pas une contention de la demande interne qui peut résoudre la crise laissée par la présidence Kirchner et réduire l'inflation. Les remèdes mis en œuvre sont inefficaces et aggravent la situation. C'est la thèse développée dans cet article.

Lire la suite

Revue des revues Il n'est jamais trop tôt pour mal faire ! (Jacques Cossart)

Paul Nizan n'avait pas même atteint la trentaine quand il publia son célèbre Aden Arabie, qu'il ouvrait par cette phrase mille fois citée « J'avais vingt ans. Je ne laisserai personne dire que c'est le plus bel âge de la vie. » Que pourrait-il écrire aujourd'hui, 85 ans après ?
L'Organisation internationale du travail (OIT), dans sa série consacrée à l'emploi et aux questions sociales dans le monde, publie Youth. En une sorte d'écho à l'apostrophe de Nizan, l'OIT présente son rapport 2016 avec cette alarme « Dans un climat de regain d'inquiétudes au sujet de la croissance économique mondiale, le chômage des jeunes est à la hausse ». Pourtant, ne nous rebat-on pas les oreilles, à satiété à gauche et à droite, avec le slogan de la croissance indispensable pour tout résoudre ?

Lire la suite

Categories: Attac Planet

Los puertos siguen en lucha. Los estibadores merecen nuestro apoyo

News from Attac Spain - Tue, 21/02/2017 - 09:00

Carlos Martínez – Consejo Científico de ATTAC España

Los estibadores portuarios han desconvocado su huelga en todos los puertos del estado español. Pero siguen vigilantes y han convocado otras ya, por si el Gobierno sigue exigiendo la desaparición de las sociedades obreras de estiba y organización del trabajo portuario a las que las empresas deben contratar obligatoriamente el personal que carga y descarga los buques y camiones en los muelles.

¿Qué ha ocurrido? Pues muy sencillo han derrotado al Gobierno, la UE y la patronal. Aunque de sobra saben los estibadores, que es solo una victoria temporal. Pero prosiguen su lucha mediante asambleas y trabajando de forma responsable, cumpliendo todos los requisitos de seguridad y de reglamento portuario. Por cierto las navieras y consignatarias están notando y mucho, esa forma “tan correcta de trabajar”.

Fieles a su tradición sindical y de lucha, que les ha hecho conseguir muchas victorias y buenos salarios en un sector que por cierto mueve mucho dinero y está además en alza, como es el transporte marítimo, “las manos” o collas de estibadores realizan un trabajo cada vez más especializado e importante. Las empresas, el gobierno y la UE que actúa como siempre impulsando la privatización. Los obreros portuarios están defendiendo lo público, nuestros puertos.

Ya conté que fui trabajador portuario, también militante sindicalista y conozco sus métodos de lucha, que además siempre utilizan. Ellos y ellas se saben hacer valer. Recuerdo con simpatía al coixo, al pardaliste, el fadrí, gallineta… Estaba con ellos en los muelles, contando palos o sacos, eran mi familia y éramos del sindicato. Tienen razón ellos y no los gerentes de las consignatarias o los cargos públicos del gobierno central que sacan en la TV.

El objetivo central de las empresas y el gobierno, es eliminar el registro de trabajadores y de esta forma poder contratar mediante ETTs a los estibadores. Sabéis de sobra las personas jóvenes precarias lo que son las ETT; la peor plaga contra el trabajo digno. Unos chupasangres que se quedan con una parte del sueldo de los trabajadores y trabajadoras. Antes a los que por su cuenta hacía esa función les llamábamos “pistoleros”. Pues bien, eso se quiere que los “pistoleros del precariado” pobre vuelvan a los muelles. No lo podemos consentir.

Los estibadores nunca nos han fallado en las huelgas generales, siempre han estado los primeros y han parado al 100%. Las navieras y consignatarias, la UE, el PP y la gran patronal quieren liquidar uno de los últimos espacios del estado español, donde el precariado no ha entrado todavía, insisto una vez más.

Mientras tanto los estibadores ya han dicho que defenderán sus justos derechos laborales si hace falta con sus vidas. Es por eso que hay que estar con ellos de forma clara y decidida. Esto no se solucionará mediante la cesión que proponen con la boca chica muchos partidos, no, no hay ya nada que negociar. La lucha de clases en los puertos está defendiendo el trabajo digno de todas y todos y el derecho y la justicia que la Unión Europea desea liquidar. La lucha sindical y obrera renace con ellos, en un momento de desmovilización provocada. Es por eso mucho de agradecer su actitud y sobre todo es muy grafíticamente comprobar como un importante y fuerte sector de la clase obrera, los míticos portuarios, luchan contra los gigantes de la Unión Europea, las grandes y poderosas navieras y el Gobierno de la derecha. Pero si les pediría que no escucharan cantos de sirena que defendiendo la negociación, buscan su claudicación.

Carlos Martínez es de Alternativa Socialista y de Unión SOCIALISTAS.

Ex portuario y politólogo

www.cli-as.es

 

Categories: Attac Planet

Trump da su primera orden ‘reaganiana’: ¡A desmantelar la regulación financiera!

News from Attac Spain - Tue, 21/02/2017 - 07:00

Diego HerranzPúblico.es

La banca se adapta a los acontecimientos políticos. Siempre ha sido así. Aunque, por norma general, se sienta más cómoda con gobiernos a la derecha del espectro político. O, para ser más precisos. Con aquellos gabinetes que defiendan, si puede ser a ultranza, la doctrina neoliberal. El presidente estadounidense, Donald Trump, parece tener en mente una política económica asentada sobre la vieja teoría del libre mercado sin tapujos de los Chicago boys. Los discípulos de Milton Friedman. Cuyas recomendaciones anti-keynessianas siguió a pies juntillas el también republicano Ronald Reagan, a finales de los noventa.

La devoción de Trump por Reagan está fuera de toda sospecha. De ahí que no sorprenda que una de sus primeras órdenes haya sido encargar a su secretario del Tesoro, Stephen T. Mnuchin -hasta su asunción del cargo de superministro de Economía y Finanzas, gestor de fondos de inversión y ejecutivo de Goldman Sachs- que desmantele la Dodd-Frank Act. Ley que Barack Obama incorporó precipitadamente tras el estallido de la quiebra de Lehman Brothers para devolver la estabilidad al sistema, reforzar sus mecanismos de control desde la Reserva Federal -el organismo de fiscalización de la arquitectura financiera americana- y aplicar reglas claras y transparentes que restablecieran los niveles de liquidez y solvencia necesarios para eludir futuras crisis (en el caso de los bancos) y reforzaran la protección de los consumidores. Que así llama el segundo apellido de la norma legal.

Mnuchin, presto a la petición de Trump, ya ha comentado que “matará” y “enterrará” elementos de la Dodd-Frank. Además de determinados preceptos de la Volcker Rule, su complemento ideal -diseñada por el que fuera presidente de la Fed, de perfil republicano, Paul Volcker, durante los mandatos de Jimmy Carter y Ronald Reagan- porque empezó a restringir la capacidad de autonomía de los bancos para confeccionar productos de inversión especulativos. Unos activos que se tornaron tóxicos durante los años previos a 2008 dentro de los balances bancarios. Hasta alcanzar unos cálculos multibillonarios, según admitieron entonces el FMI y la OCDE. Casi del triple del valor del PIB español. Y cuya toxicidad tuvo mucho que ver con la rebaja fiscal decretada por George W. Bush en 2003 por la que concedió 350.000 millones de dólares (suma equivalente a las economías argentina y chilena) a los bolsillos del 5% de los ciudadanos más pudientes de EEUU. Porque gran parte de esta riqueza extra en manos de multimillonarios se invirtió en instrumentos de alto riesgo financiero; esencialmente, estructurados, derivados y swaps.

Pero nada de esto parece preocupar a Trump. Porque, a su juicio, la “Dodd-Frank es un desastre”. Aunque, entre otras exigencias, estipule la obligación de que las entidades bancarias de EEUU se sometan a pruebas de resistencia (stress test) y haya logrado, en sus seis años de vida, que las firmas de inversión transformaran sus áreas de negocios, separaran sus divisiones comerciales minoristas de su banca de inversión y mejoraran sus protocolos de información a sus clientes.

A buen seguro, Trump cederá ante las presiones de Wall Street para desfigurar los actuales mecanismos de control. A imagen de lo que hizo en el pasado Reagan. Sin tener en cuenta que su antecesor republicano en la Casa Blanca, Bush hijo, tuvo que reforzar el papel de la SEC (la CNMV estadounidense) para afrontar el escándalo Enron y los movimientos bursátiles especulativos que condujeron al pinchazo de la burbuja de las punto.com; amén de pasar a la historia como el único presidente bajo cuyo doble mandato se registraron dos recesiones. Dará mayor credibilidad a los cientos de miles de dólares que la industria -dicen los responsables de la banca- ha tenido que desembolsar en este último decenio para sufragar la multiplicidad de requerimientos y exigencias que dictamina la ley, y a la necesidad de insuflar crédito al sistema productivo; sobre todo las PYMES.

Tampoco parece importarle al nuevo inquilino del Despacho Oval que la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, apoyara públicamente la “seguridad y solidez” de la regulación financiera de EEUU que, en su opinión, “goza de buena salud”. O de que, incluso, enfatizara que “no quería ver el reloj retrasarse de nuevo”; en alusión a una marcha atrás hacia las normativas permisivas que condujeron a la crisis de 2008. Ni la respuesta que su invectiva provocó en Europa. Mario Draghi, como su homóloga de la Fed, precisó que “lo último que se necesita en este momento es una relajación regulatoria”. Toda una declaración de intenciones del presidente del BCE que, en este caso, parece convencido del peligro de la iniciativa de Trump, en una fase en la que, en Europa, se ha tejido normas hacia la unión bancaria y la disciplina financiera. “Francamente, no veo razón alguna para devaluar un entramado normativo que ha reconducido la fortaleza de los bancos y de los servicios financieros a cotas mucho más elevadas de las que tenían antes de la crisis”, precisó Draghi.

Sobre todo, porque en esta reconversión de la banca, todavía quedan importantes asuntos por resolver, como los serios problemas de solvencia que acechan sobre los sistemas bancarios de Italia y Francia o la incógnita que genera el alto riesgo sistémico que transmite el poderoso Deutsche Bank. Sin olvidar la compleja desconexión del Brexit y la batalla por qué ciudad se erigirá en gran centro financiero europeo, o la tensión que supone para el Viejo Continente la combinación de varias citas electorales, con la irrupción del nacionalismo de derecha, y la benevolencia que este desarme regulatorio -que reducirá costes a la banca- creará a bancos americanos y, presumiblemente británicos, que verán elevar su ventaja competitiva en relación a la europea. En pleno tramo final para la entrada en vigor de la MiFID II, en 2018. Tan sólo un par de años después de que el BCE asumiera la supervisión global del modelo bancario de la zona del euro.

Esta directiva está confeccionada para perfeccionar, con guías y normas financieras, las fórmulas de comercialización de los productos bancarios y ahondar en las garantías a clientes e inversores. Y de Basilea IV, la batería regulatoria que prepara el Comité de Supervisión Bancaria de Basilea (CSBB) del Banco Internacional de Pagos (BIS, según sus siglas en inglés), dirigidas a reforzar la supervisión y el control de las entidades bancarias, la industria financiera y el sector asegurador, y que podrían tener un impacto significativo sobre los requisitos mínimos de capital (es decir, de solvencia) de los bancos. Pero de cuyas reuniones, paradójicamente, se van a ausentar los delegados de EEUU hasta que conozcan los pormenores de la reforma de Trump.

El problema, según los analistas del mercado, reside en que economías anglosajonas y, en especial, la británica, podrían seguir la estela marcada desde Washington. Sólo la industria financiera de Reino Unido mueve 8,6 billones en gestión de activos. El triple del PIB del país. Y no parece que se vayan a quedar con los brazos cruzados y comprobar cómo los mastodónticos bancos de inversión americanos, con Goldman Sachs (GS) y sus largos tentáculos con el poder político americano a la cabeza, les quitan una parte suculenta del pastel.

Porque GS no sólo ha sido el gran vencedor de esta crisis. Siempre se ha jactado de haber sido el catalizador de los intereses de Wall Street. En EEUU y el resto del mundo desde su nacimiento, a mediados del siglo XIX. Sólo así se explica que tanto altos ejecutivos de este banco de inversión hayan recalado en el Tesoro norteamericano. Desde Henry Fowler, bajo el mandato de Lyndon B. Johnson, hasta Mnuchin, pasando por Robert Rubin, con Clinton, Henry Paulson, con Bush hijo. Sin mencionar una larga decena de jerarcas de GS que han ocupado otros puestos de relevancia en el área económica de los últimos gabinetes presidenciales. Como Jay Clayton, abogado de la firma, al que Trump ha colocado al frente de la SEC. Ni los que fueron llamados a resolver la crisis en Europa. Entre ellos, el propio Draghi o los primeros ministros italiano, Mario Monti, y griego, Lucas Papademos -éste en medio de la guerra con sus socios europeos por el excesivo endeudamiento del país- después de gobernar el Banco de Grecia. Incluso el titular de Economía español, Luis de Guindos, regentó Lehman Brothers en España antes de su quiebra, banco cuyas cenizas fueron a parar a GS. O los que acaban de aterrizar, como el ex presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Barroso. Una puerta giratoria que no ha llevado implícita sanción alguna por las autoridades de la UE.

Esta lectura soterrada de cómo se ejerce la influencia financiera desde la gran banca es, en el fondo, un dolor de cabeza para las autoridades monetarias. Además de una fórmula de presión para que otras economías sigan las pautas previstas por EEUU. No por casualidad, Trump quiso enviar otros mensajes subrepticios a Europa. Entre otros, la depreciación del euro, que achaca al interés alemán por mantener su superávit comercial pero que, en el fondo, trunca su decisión de devolver al dólar la hegemonía perdida en el último decenio. Un billete verde fuerte resulta de sumo interés no sólo para su estrategia de proteccionismo comercial. También para forzar a que la Fed acelere las subidas de tipos de interés que emprendió el pasado año.

El esperado dinamismo inmediato que sus medidas de mayor gasto en infraestructuras y rebajas de impuestos espoleará a medio plazo la inflación favorecen inicialmente su idea de encarecer el precio del dinero. Pero, a medio plazo, si los desequilibrios económicos de mayor déficit y descompensación de la balanza de pagos por el riesgo de recesión en un ciclo que ya supera la media de ocho años de crecimiento -y sobre el que pesan malos augurios como la caída de beneficios empresariales-, se tornan en realidad, el descenso de los tipos hasta un punto de equilibrio bajo será demasiado drástica. De ahí las apelaciones a la prudencia de Yellen, con las que ha saludado la agenda económica de Trump, tienen demasiado sentido.

Igual que en la órbita europea. Draghi es consciente de que debe dar por finalizada su estrategia de compra de deuda de socios del euro. Con presiones cambiarias y unas economías, las europeas, que no acaban de entrar en velocidad de crucero desde la recesión post-crisis. Y que conoce a la perfección los sobreesfuerzos de acomodar con retardo el precio del dinero a los niveles que marca la Reserva Federal. Sobre todo, porque los estatutos de la Fed, a diferencia de los del BCE, no tienen el mandato exclusivo de combatir la inflación bajo una cota rigurosa, la del 2%. Sino que designa los tipos de interés en función, también, del dinamismo económico y de la creación de empleo. Para más inri, con leyes tributarias y laborales homogéneas. En este sentido, cualquier movimiento precipitado de más carestía del dinero en Europa redundará de manera negativa en el ritmo de crecimiento a medio plazo.

Sumarios:

Mnuchin ya admite que “matará” reglas de la Dodd-Frank, ley de Obama que exigió mayores ratios de solvencia y transparencia a la industria financiera, y de la Volcker Rule, que restringió el uso de productos de inversión especulativos.

La desregulación financiera de Trump cuenta con el visto bueno de Wall Street, que pretende suprimir buena parte de los costes que la banca ha tenido que asumir para cumplir con los requerimientos legales para ganar competitividad.

La intención de la Casa Blanca también lleva implícita la tarea de diluir los actuales controles de supervisión de los bancos y, para ello, dispone de talentos procedentes de Goldman Sachs, como el propio secretario del Tesoro.

Las reticencias a este fervor desregulador proceden de las dos máximas autoridades monetarias; Yellen no quiere que “el reloj vuelva atrás”, a los años previos a la crisis, y Draghi no ve “razón alguna” para desproteger al sector.

Categories: Attac Planet

Réforme du marché carbone : 200 milliards d'euros supplémentaires pour les pollueurs

News from Attac France - Mon, 20/02/2017 - 12:58

Mercredi 15 février, le Parlement européen a voté en faveur d'un projet de réforme du marché carbone européen (ETS) qui délivre de nouvelles aides substantielles aux industries polluantes et conduit l'UE à se doter d'un objectif de réduction d'émission de gaz à effet de serre (GES) bien en-deçà de ce qui devrait être sa juste part. Attac France s'associe à Corporate Europe Observatory et Food & Water Watch pour rappeler que la réforme votée ne permet en rien de résoudre les défaillances structurelles du marché carbone européen, qui reste inefficace et inadapté aux défis climatiques.

Le Parlement de l'UE a adopté des mesures qui représentent environ 200 milliards d'euros en faveur des industries polluantes, sous forme de permis de polluer délivrés gratuitement et de fonds additionnels. Un montant qui pourrait être réévalué à la hausse une fois que les règles sur les subventions actuelles pour les secteurs à forte intensité énergétique, tels que le ciment, seront clarifiées.

Pour Oscar Reyes, du Corporate Europe Observatory,
« Il semble que le Parlement européen soit très heureux de prolonger ce qui apparaît comme programme de protection sociale pour les grands pollueurs qui pourtant, et depuis trop longtemps maintenant, n'a pas permis de réduire les émissions de GES. Les contribuables européens seront ceux sur lesquels vont reposer ces lourdes subventions versées aux industries polluantes. »

Le vote confirme également l'absence d'ambition au cœur même du système d'échange de quotas d'émissions, qui est l'instrument phare de l'UE en matière de politique climatique.

Pour Frida Kieninger de Food & Water Europe,

« L'objectif annuel de réduction des quotas disponibles de 2,2 pour cent est une capitulation honteuse qui est encore loin de la juste part que l'UE doit mener en matière de lutte contre les dérèglements climatiques prévue par l'Accord de Paris. Il est grand temps que les institutions de l'UE se rendent compte que le marché carbone européen n'est pas adapté aux objectifs poursuivis et qu'il faudrait substituer à ce dispositif une réglementation climatique plus efficace. »

Notes
  • La proposition et les amendements sur lesquels le Parlement européen s'est exprimé.
  • La valeur des permis de polluer délivrés gratuitement et des fonds liés au marché carbone s'élèvera à environ 198 milliards d'euros entre 2021 et 2030. Ce chiffre s'appuie sur une évaluation fixant un prix moyen du carbone de 25 €, réparti comme suit : 135 milliards pour les permis gratuits ; 15 milliards pour le fonds pour l'innovation ; 11 milliards pour le fonds pour les coûts indirects ; 8 milliards pour le fonds de modernisation ; 19 milliards pour la part flexible et 10 milliards pour le fonds de réserve destiné aux nouveaux participants ;

Organisations signataires :

  • Attac France,
  • Corporate Europe Observatory,
  • Food & Water Europe.
Categories: Attac Planet

Los dilemas de los movimientos sociales en la lucha antineoliberal

News from Attac Spain - Mon, 20/02/2017 - 09:00

Emir Sader - Público.es

En Bolivia y en Ecuador los movimientos sociales se han cansado de tumbar a gobiernos neoliberales y han decidido, finalmente, fundar sus propios partidos y lanzar candidatos a la presidencia de la nación. Mientras tanto, en el marco del Forum Social Mundial, o al lado de él, ONGs, algunos movimientos sociales e intelectuales de Europa y América Latina se oponían a esa vía y proponían la “autonomía de los movimientos sociales”. Esto es, no deberían meterse en política, ni con el Estado, menos todavía con política.

En Argentina, frente a la peor crisis económica, política y social de su historia, movimientos han renunciado a lanzar candidaturas a la presidencia de la República, con el slogan: “Que se vayan todos”. Resultado: Menem ganó en la primera vuelta, prometiendo que iría dolarizando definitivamente a la economía argentina, con lo que llevaría a la ruina sin retorno no solo a la Argentina, sino a todos los procesos de integración latino-americana.

La ilusión despolitizada y corporativa del “Que se vayan todos” dejaría el campo libre para esa monstruosa operación menemista, con los efectos negativos en toda la región. La ilusión era la de que ellos se irían, sin que se los hiciera irse, sin que fueran derrotados con un proyecto superador del neoliberalismo. Felizmente apareció Nestor Kirchner, quien asumió la presidencia del país, para iniciar el rescate más espectacular que Argentina había conocido de su economía, de los derechos sociales de los trabajadores, del prestigio del Estado.

Mientras tanto, algunos movimientos que se habían adherido a la tesis de la autonomía de los movimientos sociales, como los piqueteros argentinos, simplemente han desaparecido. En México, después del enorme prestigio que habían tenido, al asumir una posición semejante – “Cambiar el mundo sin tomar el poder”, de John Holloway y Toni Negri, quien condenaba a los Estados como superados instrumentos conservadores -, los zapatistas han desaparecido de la escena política nacional, recluidos en Chiapas, el estado más pobre de México. Más de 20 años después, ni Chiapas, ni México fueron transformados sin tomar el poder, hasta que los zapatistas decidieron lanzar a  una dirigente indígena a la presidencia del país. Sin decir que van a transformar el país con una victoria electoral, salieron de su aislamiento en Chiapas para volver a participar de la vida política nacional de México, abandonado sus posiciones de simple denuncia de las elecciones y de abstención.

Mientras tanto, Bolivia y Ecuador, rompiendo con esa visión estrecha de restringir los movimientos sociales solamente a la resistencia al neoliberalismo, han fundado partidos – Mas en Bolivia, Alianza País en Ecuador -, presentaron candidatos a la presidencia de la República – Evo Morales y Rafael Correa -, han triunfado y pusieron en practica los procesos de mayor éxito en la trasformación económica, social, política y cultural de América Latina en el siglo XXI. Han refundado sus Estados nacionales, impuesto el desarrollo económico con distribución de renta, se han aliado a los procesos de integración regional, al mismo tiempo que han integrado las más amplias capas del pueblo a los procesos de democratización política.

Al contrario del fracaso de las tesis de la autonomía de los movimientos sociales, que han renunciado a la disputa por la hegemonía alternativa a nivel nacional y de lucha por la construcción concreto de alternativas al neo liberalismo, bajo la dirección de Evo Morales y de Rafael Correa, Bolivia y Ecuador han demostrado como solamente la articulación entre la lucha social y la lucha política, entre los movimientos sociales y los partidos políticos, es posible construir bloques de fuerza capaces de avanzar decisivamente en la superación del neoliberalismo.

Las tesis de Toni Negri sobre el fin del imperialismo y de los Estados nacionales fueron rotundamente desmentidas ya desde la acción imperialista después de las acciones del 2001. Los gobiernos sudamericanos han demostrado que solamente con el rescate del Estado es posible implementar políticas antineoliberales, como el desarrollo económico con distribución de la renta. La pobreza persistente en Chiapas puede ser comparada con los avances espectaculares realizados, por ejemplo, en todas las provincias de Bolivia, para demostrar, también por las vías de hecho, como la acción desde abajo tiene que ser combinada con la acción de los Estados, si queremos efectivamente transformar al mundo.

Otra de las tesis, como las de varias ONGS o de Boaventura de Sousa Santos, opta por una “sociedad civil” en la lucha en contra del Estado. Ésta no puede presentar ningún ejemplo concreto de resultados positivos, a pesar de las ambiguas alianzas con fuerzas neoliberales y de derecha, que también se oponen al Estado y  se alían con ONGs y con intelectuales para oponerse a gobiernos como los de Evo Morales y de Rafael Correa, pero también se sitúan en contra de otros gobiernos progresistas en América Latina.Las alianzas con ONGs y con intelectuales para oponerse a gobiernos como los de Evo Morales y Rafael Correa, pero también contra otros gobiernos progresistas en América Latina tienen en común la visión liberal del mundo.

Ademas del fracaso teórico de las tesis de la autonomía de los movimientos sociales, se les puede contraponer los extraordinarios avances económicos, sociales y políticos, en países como Argentina, Brasil, Venezuela, Uruguay. Además de los ya mencionados, como pruebas de la verdad de las tesis de la lucha antineoliberal como la lucha central de nuestro tiempo.

Categories: Attac Planet